El Hall de ingreso ¿Cómo recibes a tus visitas?

7a9b3528d114fe973fd3b88414a5748a

Desde que tú o tu visita pone un pie dentro de tu casa, ya le estás diciendo mucho de ti: de tu orden y sobretodo tus gustos decorativos para tener como resultado un espacio acogedor, muy tuyo que con pocas personas compartes. El hall de ingreso o recibo, será en muchas ocasiones quien de la bienvenida sin que tú hayas mencionado una palabra.

Este espacio, muy chico o como parte de tu sala, es indispensable para recibir a tu visita y familiares después del trabajo, lo puedes decorar de forma natural y sencilla con pocos elementos para lograr un efecto realmente acogedor. Sólo hay que darle la importancia debida y hacer de él un espacio que te haga feliz.

Tan sencillo como reunir una mesita, una lámpara, cuadros y una planta que con su toque mágico embellece todos los lugares. Te exponemos una serie de fotos donde tú puedes identificar tu estilo y elegir para adaptarlo a tu vivienda.

Según el recibo que tengas, puedes optar por aprovechar su luminosidad natural o sumarle luz con el tono de las paredes o quizá una luz artificial con lámparas decorativas.

Los cuadros siempre funcionan cuando decorar paredes se trata, desde fotos de recuerdo de gratos momentos o retratos de tus seres más queridos.

Los espejos, para maximizar espacios o para mirar tu imagen antes de salir a trabajar. Son especialmente útiles para dar el retoque final en cada salida.

Es importante en este espacio una bandeja, un perchero y/o un cuelga llaves para encontrar rápidamente estos elementos al salir o aquellos que uno  olvida o de los cuales se quiere despojar cuando llega. Así mismo, todos verán su correspondencia ni bien lleguen de la calle.

Contáctanos: